Seleccionar página

Noticias

 

Novedades Frumecar

Plantas autónomas

por | Sep 2, 2022 | Concrete, Plantas de hormigón, Innovación | 0 Comentarios

Actualmente nos encontramos inmersos en la cuarta revolución industrial, provocada por el desarrollo simultaneo de tecnologías habilitadoras que están alterando la forma en la que las empresas diseñan, producen y distribuyen sus productos desde el inicio de la cadena de producción.

Esta revolución afecta a todos los sectores industriales, como por ejemplo el textil o el automotriz, considerándose este último de los más avanzados, especialmente en lo que respecta a los avances tecnológicos en el vehículo autónomo.

Las innovaciones en el mundo de la automoción han sido posibles gracias al desarrollo e implantación de las tecnologías digitales propias de la Industria 4.0, que permiten una mayor automatización, mantenimiento predictivo, mejora de los procesos y, sobre todo, un nuevo nivel de eficiencia y capacidad de respuesta a clientes o usuarios que tradicionalmente no era posible en este y otros sectores.

Sin embargo, si se pone el foco en el sector de la construcción en general, y en el de la producción de hormigón en particular, se puede observar que los avances tecnológicos llegan con mayor lentitud, encontrando un salto tecnológico significativo, que se podría considerar equivalente a unos 20 años de evolución, entre esta industria y las que ya se encuentran plenamente inmersas en la cuarta revolución industrial.

El diseño e implantación de tecnología de la Industria 4.0 en el ámbito de las plantas de hormigón se encuentra con la problemática del bajo nivel en habilidades tecnológicas de los operadores de la maquinaria para poder operar empleando incluso las tecnologías más tradicionales.

Conforme las tecnologías más avanzadas se implanten en las plantas, aunque esto suceda lentamente, la brecha de conocimientos del operador irá creciendo y será un freno para el avance tecnológico de esta industria. Por eso, es necesario que las tecnologías 4.0 sean también parte de la solución este problema, permitiendo automatizar y asistir los procesos que realiza habitualmente el plantista, como los de planificación y producción de hormigón en plantas, así como los relacionados con el mantenimiento de las instalaciones, tal y como ocurre en otras industrias.

Esta problemática no solo se da a nivel regional o nacional, sino que se repite a escala global, viéndose acrecentado en países en vías de desarrollo, donde se estima que el crecimiento del sector de la construcción (y, por ende, de la producción de hormigón) sea más elevado. Esto conllevará una falta de personal cualificado para ejercer todas las funciones de plantista y la necesidad de garantizar que el hormigón producido cumple con los estándares de calidad para que las obras sean duraderas y seguras.

La digitalización de las plantas de producción de hormigón también trae de la mano una mayor sostenibilidad a la hora de consumir materias primas y suministros, lo que permitirá contribuir sustancialmente a alcanzar el objetivo de economía circular, no solo porque un mayor control del proceso derivará en la reducción de estos consumos y, por lo tanto, una menor afección al medioambiente, sino porque también permitirá incluir en la producción de forma sistemática aquel hormigón fabricado que finalmente no se emplee en la obra a la que iba destinado, valorizando así estos residuos, para lo que se podrán emplear tecnologías de Lean Manufacturing.

Colaboración con la UPCT

La andadura de FRUMECAR y la UPCT en materia de I+D no es nueva, sino que llevan colaborando desde el año 2000 para investigar y desarrollar tecnologías que permitan dar al cliente un producto o servicio con valor añadido.

Estas necesidades han llevado a la empresa FRUMECAR y el Grupo de Investigación de Ingeniería Eléctrica y Energías Renovables (UPCT) a marcar una meta ambiciosa para conseguir que las plantas de hormigón puedan ser auto-operadas a partir de tecnologías habilitadoras 4.0. El primer objetivo será el desarrollo de un sistema avanzado de control que utilice todas estas tecnologías habilitadoras: IIoT, Inteligencia Artificial, Machine Learning, Realidad Aumentada y Virtual, Edge Computing, Cloud Computing y Business Intelligence

De esta manera se permite que la producción de hormigón se lleve a cabo de manera autónoma supervisada por un usuario, y que tareas como el mantenimiento, la planificación sostenible de la producción y la supervisión de esta estén asistidas en todo momento.

En el planteamiento inicial del proyecto el sistema de control inteligente se integrará en una plataforma a la que los usuarios tendrán acceso bien como herramienta para gestionar sus plantas de forma remota o como servicio para que sea la propia FRUMECAR la que las opere.

En esta línea, surge la oportunidad de que las plantas de dosificación de hormigón evolucionen hacia la Industria 4.0, mediante el uso intensivo de tecnologías habilitadoras 4.0, o KET (Key Enabling Technology) que mitiguen los problemas mencionados.

En conclusión, podemos afirmar la importancia estratégica para el sector del hormigón el avanzar hacia la transformación digital de las plantas, evolucionando hacia nuevas líneas de productos y servicios, en el que se desarrolle una nueva generación de plantas altamente automatizadas, sostenibles, auto-operadas y desatendidas, eliminando la dependencia de factores que escapan al control de la empresa o tomador de decisiones.

Esta nueva generación de plantas de hormigón garantizará un uso correcto de las funcionalidades que conducen a una producción eficiente, de calidad, con trazabilidad de la producción y respetuosa con el medio ambiente y Frumecar muy conscientes de esta necesidad pretende estar a la vanguardia en su investigación y desarrollo.

Para no perderse ninguna novedad

Política de privacidad

POST RELACIONADOS

Contact

  • C/ Venezuela P.17/10 Polígono Industrial Oeste 30169 Murcia (España)
  • +34 968 89 00 00
  • +34 968 89 07 77
  • frumecar@frumecar.com
Linkeding YOUTUBE Facebook